Andalucía cerró el último año con la cifra de 179.239 personas atendidas con el Sistema de Atención a la Dependencia, con una inversión total de 1.321 millones de euros y una estimación de 2.000 empleos directos y 35.000 indirectos creados durante el 2015. El sector espera recuperar el terreno perdido en 2016.