Recuerdo este aire, el olor del mar, esa mujer que levanta la persiana del bar. Cada paso me recuerda ese sucio gris que mis pies pisan casi en el mismo punto.