El intérprete del Concierto de Aranjuez, Regino Sainz de la Maza, y su hermano Eduardo, guitarrista también cercano a la Generación del 27, acapararán tres conferencias de Thomas Schmitt, María Palacios y Leopoldo Neri dentro de las Jornadas de Estudio incluidas en el Festival de la Guitarra de Córdoba. 

regino sainz de la maza

‘El guitarrista’ (1954). Retrato de Regino Sainz de la Maza a cargo de su hermano Francisco

Desde el año 2002, el festival cordobés viene dedicando sus Jornadas de Estudio a nombres propios de la guitarra. Desde entonces, se han celebrado las actividades programadas en torno a Francisco Tárrega (2002), Andrés Segovia (2003), Paco de Lucía (2004), Leo Brouwer (2005) Manolo Sanlúcar (2006), Antonio de Torres (2007), Julian Bream (2008), Joaquín Rodrigo (2009), John McLaughlin (2010), Angelo Gilardino (2011), Sabicas (2012), Narciso Yepes (2013), Pat Metheny (2014) y Miguel llobet (2015). En 2016 las Jornadas estarán dedicadas a los hermanos Sainz de la Maza.

La guitarra fue un destacado símbolo de inspiración creativa para la Generación del 27. Sus raíces populares y cultas, la delicadeza de su timbre o la sensualidad de sus formas fueron algunas de las características del instrumento que enriquecieron el universo artístico del grupo.

Amigos de ilustres figuras como el poeta Federico García Lorca o el pintor Salvador Dalí, los hermanos Sainz de la Maza frecuentaron los círculos intelectuales más importantes de esta promoción cultural y fueron parte activa de la misma a través de significativas aportaciones al mundo de la guitarra.

Regino Sainz de la Maza (1896-1981) puede considerarse uno de los puntales interpretativos que, en el pasado siglo XX, ayudó a consolidar la guitarra como un instrumento de concierto. Su labor como promotor de un nuevo repertorio, anclado en la modernidad y vinculado especialmente a los compositores del Grupo de los Ocho, culminó con el estreno de la pieza más universal escrita para el instrumento: el Concierto de Aranjuez, de Joaquín Rodrigo.

Eduardo Sainz de la Maza (1903-1982) también fue un destacado ejecutante de guitarra y violonchelo pero sus composiciones, entre las que destaca la suite Platero y yo, basada en la obra homónima de Juan Ramón Jiménez, son un claro exponente del equilibrio entre conocimiento técnico del instrumento y originalidad armónico-melódica, derivada de las influencias del jazz y el impresionismo francés.

Las Jornadas de Estudio del Festival de la Guitarra tendrán lugar entre los días 11 y 13 de julio con las conferencias de Thomas Schmitt, María Palacios y Leopoldo Neri. Sus ponencias profundizarán en la trayectoria de los dos músicos, pertenecientes a una familia oriunda de Burgos y cuyos hermanos Mariano, también en la música, y Francisco, en la pintura, disfrutaron de una gran reconocimiento a nivel nacional.