El Concurso Driehaus es una inédita y generosa iniciativa del financiero norteamericano Richard H.Driehaus. Enamorado del patrimonio español, ha decidido crear este concurso para ayudar a recuperar la arquitectura tradicional de tres localidades españolas. Además, este concurso promueve la labor de los artesanos y trabajadores de la construcción locales. En la primera fase de la competición los Ayuntamientos de 44 localidades han enviado sus propuestas de rehabilitación de diferentes espacios arquitectónicos. Entre todas ellas, han sido elegidas para pasar a la segunda fase del concurso: Vejer de la Frontera en Cádiz, Jaca en Huesca y Grajal de Campos en León.

expreso-del-sur-vejer

Vista parcial del centro histórico de Vejer de la Frontera, en Cádiz

El proyecto presentado por la única ciudad andaluza finalista busca dar solución a uno de los mayores problemas a los que se enfrentan los núcleos urbanos tradicionales, crecer sin perder la esencia de su carácter arquitectónico. La propuesta plantea desarrollar una nueva extensión en el borde occidental de la ciudad, pero respetando el paisaje y la arquitectura andaluza que atrae cada año a multitud de turistas. A diferencia del resto de casos seleccionados, Vejer no plantea reparar o mejorar el tejido existente, sino de desarrollar una nueva extensión del mismo dotada de las cualidades arquitectónicas propias de la zona, lo que le convierte en un proyecto único en este concurso.

Respecto a los otros proyectos, en Jaca, la propuesta presentada por su Ayuntamiento recoge la creación de una Plaza Mayor en pleno centro histórico de la ciudad. La construcción de este espacio revitalizaría la localidad y se construiría respetando la arquitectura tradicional de la zona y el carácter del entorno. El planteamiento que Grajal de Campos propone, consiste en completar la Plaza Mayor de la ciudad con arquitecturas propias de la tradición local.

El jurado, formado por representantes del Ministerio de Fomento, el Ministerio de Cultura, el Consejo Superior de Arquitectos de España, INTBAU y el Premio Rafael Manzano analizaron cuidadosamente todas las candidaturas, entre los que quedaron finalistas Cartagena (Murcia), Cortiguera (Burgos), León, Morella (Castellón) y Paredes de Nava (Palencia). En todas ellas se plantearon retos de gran interés.

En la segunda fase del concurso, que ha comenzado esta misma semana, los estudios de arquitectura nacionales e internacionales presentarán sus proyectos de diseño para dar respuesta a los temas propuestos por los tres municipios seleccionados por el jurado.